Combatimos el silencio informativo en Colombia

Jóvenes abanderan el Paro Nacional en las zonas periféricas del país

Consonante

Consonante

Desde que se inició el Paro Nacional el pasado 28 de abril, los jóvenes han sido los grandes protagonistas de las movilizaciones en el país, incluso en pueblos y ciudades pequeñas de departamentos como Chocó y Cesar.

¿Por qué es importante? Es atípico que la población se organice para protestar en municipios como San Diego, Cesar, y Condoto, Chocó. Por eso, los habitantes de estos lugares vieron con extrañeza que se organizaran manifestaciones en el marco del Paro Nacional, y además, que estas fueran impulsadas y organizadas por jóvenes.


¿Qué pasó?

  • Por primera vez en San Diego se marchó. Los jóvenes citaron a las personas por Whatsapp para realizar un plantón en la plaza principal del pueblo. Aunque no se presentó ningún hecho vandálico, la alcaldía sugirió a los comerciantes cerrar sus establecimientos durante la protesta.
  • En Agustín Codazzi, unas 100 personas hicieron un plantón en la carretera principal que conduce a Valledupar. Los jóvenes que organizaron el evento enviaron cartas a las JAC’s, utilizaron el voz a voz y armaron cadenas de difusión por Whatsapp para convocar más personas.
  • La cita en Tadó se dió a conocer por medio del voz a voz y la emisora local. Unos 200 jóvenes salieron a marchar por las calles del pueblo y terminaron en la plaza central. También organizaron velatones y ‘aguaepanelazos’.
  • En Condoto los grupos juveniles organizaron plantones, velatones y ‘aguaepanelazos’ al frente del atrio de la Iglesia. En total, asistieron unas 250 personas. 


¿Por qué marchan?


Los jóvenes piden mejores garantías de educación y empleo. En la actualidad, el 23,9% de los jóvenes entre 14 y 28 años no cuenta con un empleo formal y la tasa de informalidad asciende al 66% según cifras del DANE.

  • “Me duele y me preocupa la situación de mi país. Tengo familiares pequeños y pienso que si yo no doy la pelea por ellos, no van a tener un  buen futuro; por eso yo salgo, grito y peleo”, dice una joven que integra el movimiento Resistencia Condoto y quiso reservar su identidad.
  • “No podemos ignorar la situación del país. Hay que dejar de pensar que por ser un municipio pequeño no nos afecta o no podemos expresar nuestra inconformidad. Los jóvenes ya tienen otra mentalidad, quieren un cambio”. Breyner Álvares, organizador de la marcha en San Diego, Cesar.
  • “Nosotros marchamos en apoyo a la situación que atravesaba  Cali y también estábamos pidiendo garantías al Estado en materia de educación y empleo porque los jóvenes no tenemos un programa que se encargue de eso”, cuenta Juan Carlos Palomeque, participante de las marchas en Tadó.
  • “No sólo era la reforma tributaria, también lo hacíamos por otras violaciones a los derechos humanos. El glifosato, las amenazas y asesinatos de los líderes sociales y de firmantes del Acuerdo de Paz; eso nos unió”, dice Carlos Barbosa, coordinador de las marchas en Codazzi, Cesar.



Los analistas señalan que la participación de los jóvenes, tanto en las grandes ciudades como en la periferia, puede ser indicador de un profundo cambio social.

  • Rodrigo Uprimmy, reconocido jurista, afirma que si se hace una lectura positiva de lo que está sucediendo en el país ‒incluida la participación de los jóvenes como nuevos actores sociales en las calles‒ estaríamos ante una “primavera democrática”.


Qué sigue: 

Las manifestaciones en el marco del Paro Nacional continúan en todo el país. En algunos municipios, los jóvenes esperan consolidar nuevos movimientos juveniles locales que busquen defender sus derechos. Este es el caso de Resistencia Condoto, grupo que surgió de las últimas movilizaciones en Condoto, Chocó.